Todo sobre el Bichón Habanero: Cría, cuidado y adiestramiento

Sobre Razas de Perros
Todo sobre el Bichón Habanero: cría, cuidado y adiestramiento

Si buscas un perro de pequeño tamaño, cariñoso y lleno de energía, el Bichón Habanero puede ser tu compañero ideal. Su expresiva mirada y su pelo largo y sedoso le convierten en un precioso perrito, que llama la atención allí donde va.

A pesar de su tamaño, no se trata de un tranquilo perrito faldero.

En realidad, el Bichón Habanero es un perro sorprendentemente activo, que destaca en deportes caninos y disfruta en compañía de su familia.

No le gusta pasar largos períodos de tiempo en soledad y puede sufrir ansiedad por separación.

La historia del Bichón Habanero

En 1492, cuando Cristóbal Colón reclamó Cuba para España, los colonos españoles comenzaron a llegar a la isla, acompañados de pequeños perros de compañía que pueden considerarse los ancestros del Bichón Habanero actual. A través de sucesivos cruces con otros perros de la isla, la raza llegó a convertirse en el perro que conocemos actualmente.

Su pelaje es muy adecuado para el clima tropical, ya que al ser grueso y sedoso le aisla del sol, pero también es suficientemente ligero como para que no pase excesivo calor.

A principios del siglo XIX, el Bichón Habanero comenzó a ser muy apreciado como perro de compañía de muchas familias aristocráticas y los viajeros europeos comenzaron a sacarlos de la isla, llegando a Inglaterra, España y Francia.

La raza se puso de moda en Europa, convirtiéndose en un perro tan común que era habitual verlo corriendo por las calles. Durante esta época, fue un fiel compañero de muchos ciegos y algunos formaron parte de circos y ferias.

Durante la Revolución Cubana, en 1959, estuvo al borde de la extinción y solo unas pocas familias cubanas lograron salir con sus perros a América. Exactamente, fueron 11 perros los que llegaron a los EEUU y que pueden considerarse los ancestros del Bichón Habanero actual.

El American Kennel Club reconoció oficialmente la raza en 1995.

Características principales del Bichón Habanero

  • El Bichón Habanero puede medir entre 20 y 28 centímetros a la cruz. Su peso varía entre 3 y 6 kilos y su esperanza de vida es de 12-15 años.
  • Se trata de un perro muy cariñoso, que se hace amigo de todo el mundo.
  • No le gusta estar solo y puede convertirse en un “perro velcro”, es decir, le gusta “pegarse” a su dueño. (Esto lo hace la raza ideal para las personas mayores que ya no tienen ocupación.) Si le dejas solo durante mucho tiempo, puede desarrollar ansiedad por separación.
  • Aunque fue criado como perro de compañía, ha demostrado que es mucho más que un perrito faldero, ya que es relativamente fácil de adiestrar y puede utilizarse como perro de terapia y asistencia.

El Bichón es un perro activo y lleno de energía, que disfruta participando en deportes como el Agility o el Flyball.

  • Su hermoso pelaje requiere cepillado y cuidados regulares. (En nuestro artículo sobre cepillos de pelo para perro te explicamos cómo hacer esta tarea correctamente y qué accesorios debes utilizar en función del tipo de pelo de tu perro).
  • Es probable que ladre si oye algún ruido extraño o se acerca alguien a la casa.
  • El Bichón es curioso y se subirá a los sofás y las mesas para observarlo todo desde lo alto. Asegúrate de disponer de alguna rampa para impedir que se dañe al saltar.
  • Es un perro que necesita ejercicio físico, así que debes estar dispuesto a dar largos paseos y dedicarle algún tiempo de juego activo e intenso. Si eres una persona sedentaria, no se trata de un perro adecuado para ti.

¿Cuál es el estándar de la raza?

El estándar de una raza es el conjunto de directrices que describe las características, temperamento y apariencia de una raza. Los criadores deben seguirlas en todo momento para evitar condiciones que perjudiquen la salud, bienestar o solidez de la raza. Según el American Kennel Club, las características principales del Bichón Habanero son las siguientes:

  • Aspecto general. El Bichón Habanero es un perro pequeño y robusto, amistoso, inteligente y juguetón. Es más largo que alto, con un pelaje largo y línea superior recta.  
  • Tamaño y proporciones. Su altura ideal está entre 23 y 27 centímetros, con un rango de altura aceptable de 21,6 a 29 centímetros. La altura es ligeramente inferior a la longitud desde la punta del hombro a la punta de las nalgas, con un contorno rectangular. Es un perro de hueso moderado y no debe parecer tosco ni frágil.

Temperamento. El Bichón Habanero es amigable, juguetón, alerta e inteligente, con una disposición dulce y no pendenciera. La agresividad o la timidez deben ser reprobadas.

  • Cabeza y cráneo. El cráneo es amplio y ligeramente redondeado. Stop moderado y planos de la cabeza nivelados. Mejillas planas. La longitud del hocico es ligeramente inferior a la del cráneo medida desde el stop hasta la punta del occipucio.
  • Ojos. Ojos grandes, de color marrón oscuro y almendrados. Los perros de color chocolate pueden tener los ojos de color marrón algo más claro. El borde de los ojos es negro sólido, excepto en los perros de color chocolate, que es marrón sólido. La falta de pigmentación es una descalificación. Expresión suave, inteligente y traviesa.
  • Orejas. Anchas en la base, caídas y con un pliegue marcado. Colocadas en lo alto de la cabeza, ligeramente por encima del extremo del arco cigomático. Cuando está alerta, se levantan en la base, pero siempre permanecen plegadas. Cuando está extendido, el cuero de las orejas llega hasta la mitad de la nariz.
  • Hocico. El hocico es completo y rectangular, con una nariz ancha de color negro sólido, excepto los perros de color chocolate, que la tienen de color marrón sólido.
  • Boca. Mordida en tijera y se prefiere dotación completa de incisivos. Labios de color negro sólido, excepto los perros de color chocolate, que la tienen de color marrón sólido. Pequeñas áreas despigmentadas en los labios, debido al roce de los caninos, no son descalificadas.
  • Cuello. Ligeramente arqueado, de longitud moderada. Se funde suavemente con los hombros y está en equilibrio con la altura y la longitud del perro.
  • Cuerpo. Pecho profundo y bien desarrollado. Línea superior recta, elevándose ligeramente desde la cruz hasta la grupa. Medido desde la punta del hombro hasta la punta de las nalgas, el cuerpo es ligeramente más largo que la altura a la cruz. Costillas bien arqueadas. Lomo corto y bien musculado.
  • Patas delanteras. La parte superior de los omóplatos se encuentra a la altura de la cruz y permite que el cuello se mezcle suavemente con la espalda. Los hombros están moderadamente inclinados, para llevar la cabeza y el cuello en alto. Parte superior del brazo corta y codos bien pegados al cuerpo. Los miembros anteriores son rectos, vistos desde cualquier ángulo. La longitud del pie al codo es igual a la del codo a la cruz. Metacarpos cortos, fuertes y flexibles, ligeramente inclinados. Los espolones pueden ser retirados.
  • Patas traseras. Los miembros posteriores son musculosos, con angulación moderada. Corvejones bien descendidos. Metacarpos paralelos desde el corvejón hasta el pie. La grupa es ligeramente más alta que la cruz. Los espolones pueden ser retirados.
  • Pies. Los pies tienen los dedos arqueados y apuntan hacia adelante. Las almohadillas y las uñas pueden ser de cualquier color.

Cola. Implantación alta, arqueándose hacia adelante sobre la espalda. Está cubierta de pelo largo y sedoso. El penacho de la cola puede caer hacia delante o hacia cualquier lado del cuerpo. En posición de pie, se permite una cola caída.

  • Marcha o movimiento. Marcha elástica y con la cabeza alta. Las patas delanteras se extienden libremente hacia adelante, coincidiendo con la extensión moderada en la parte trasera. En movimiento, las almohadillas pueden ser visibles yendo o viniendo. En presentación, debe ir a una velocidad natural y con la correa suelta, para poder evaluar su característico andar elástico.
  • Pelaje. De tacto sedoso, el pelo del Bichón Habanero es suave y de textura ligera, tanto en la capa externa como en la interna, aunque la externa tiene algo más de peso. Es un pelaje largo, abundante y ondulado. Se separa ligeramente del cuerpo, pero fluye con el movimiento. El pelaje ideal permite que se vean las líneas naturales del perro. Los cachorros pueden tener un pelo más corto y suave que los adultos. Puede tener rastas, aunque no son tan marcadas como en otras razas. Los perros adultos con rastas estarán completamente cubiertos con un manto completo de cordones en forma de borla.
  • Presentación. Lo más natural posible y con un buen aseo. Cepillado o con rastas. Pelo limpio y bien acondicionado. En los perros maduros, el pelo puede caer a ambos lados de la espalda, pero no debe ser separado deliberadamente. El pelo de la cabeza es largo y sin recortar y puede caer sobre los ojos o a ambos lados de la cabeza. También puede estar sujeto en dos pequeñas trenzas, aseguradas con bandas elásticas. No se permite ningún otro accesorio para el cabello. Se permite un recorte mínimo de la zona anal y genital, pero no debe ser perceptible en presentación. El pelo de los pies y entre las almohadillas debe estar bien recortado.

Color. Todos los colores y patrones de marcado son permisibles y tienen el mismo mérito.

  • Penalizaciones. Cualquier desviación de los puntos anteriores se considera una falta y la gravedad se calcula teniendo en cuenta el grado de desviación al estándar y las consecuencias sobre la salud y el bienestar del perro. Falta de pigmentación en los bordes de los ojos, en la nariz o en los labios, y cualquier pigmentación que no sea negra o marrón en los casos permitidos. El pelo liso, encrespado o rizado es motivo de penalización. El pelo áspero y enjuto es una descalificación. Un pelaje corto y liso, con o sin adornos, es una descalificación.

¿El Bichón Habanero es un perro inteligente?

Inteligencia funcional (obediencia)

El Bichón Habanero se considera una raza con inteligencia funcional y de obediencia media. La medida de inteligencia funcional de los perros se basa en la clasificación establecida por el neuropsicólogo Stanley Coren, muy conocido por sus estudios sobre el comportamiento canino y su vínculo con el ser humano.

Según esta clasificación, el Bichón Habanero necesita entre 25 y 40 repeticiones para realizar un ejercicio de manera aceptable y que responde a la primera orden un 50% de las veces. La rapidez con la que obedece depende de las horas de práctica y repetición de los ejercicios, por lo que requiere un adiestramiento firme y constante.

El Bichón Habanero tiene una rapidez de respuesta lenta, que será menos consistente y predecible si se encuentra a distancia. Su adiestramiento requiere paciencia y un entrenador experto. Echa un ojo a los manuales de adiestramiento para continuar con la educación de tu can después de su entrenamiento inicial.

Debes tener en cuenta que esto no quiere decir que el Bichón Habanero no sea un perro inteligente. En esta clasificación, se habla únicamente de inteligencia funcional, que se refiere al grado de obediencia de perro. En esta inteligencia influyen tanto la capacidad de aprendizaje como su disposición para acatar las órdenes.

Pero la inteligencia es multifuncional y el Bichón Habanero destaca ampliamente en otros campos.

Inteligencia adaptativa

Es decir, es posible que un perro con elevada inteligencia adaptativa (que es la capacidad del perro para aprender de las situaciones que se le presentan y resolver problemas) presente una inteligencia funcional baja, porque se trata de una raza que tiende a tomar sus propias decisiones y no es amigo de obedecer órdenes.

De hecho, el Bichón Habanero muestra una elevada inteligencia adaptativa, es capaz de entender tus emociones y reaccionar en consecuencia, lo cual se relaciona también con la inteligencia instintiva.

Inteligencia instintiva

La inteligencia instintiva se refiere a las habilidades especiales para las que ha sido desarrollada la raza. El Bichón Habanero se crió para ser un buen compañero y era utilizado por los comerciantes españoles como regalo a las mujeres cubanas. En la actualidad, es un excelente perro de compañía.

¿Cuáles son los problemas de salud más frecuentes en el Bichón Habanero?

El Bichón Habanero es un perro sano, pero al igual que otras razas, presenta propensión a sufrir ciertos problemas de salud, algunos de ellos muy característicos de la raza. Aunque no todos los Bichón Habanero padecerán alguna o todas estas enfermedades, pero es importante conocerlas si estás considerando esta raza. Las más frecuentes son las siguientes:

Displasia de cadera

Enfermedad degenerativa en la que el fémur no encaja bien en la articulación de la cadera, provocando dolor y cojera al perro, aunque estos síntomas no siempre son apreciables. Con el tiempo, puede degenerar en artritis. Las causas suelen ser genéticas, aunque también puede producirse por un crecimiento demasiado rápido o una lesión producida en un salto o caída.

Displasia de codo

Enfermedad degenerativa de carácter hereditario que afecta a la articulación del codo. Se debe al diferente ritmo de crecimiento de los tres huesos que componen el codo del perro, provocando laxitud en la articulación. La enfermedad varía en gravedad y algunos perros sólo desarrollan un poco de rigidez, mientras que otros manifiestan cojera.

Condrosinplasia

Trastorno genético conocido también como “enanismo”. Los perros afectados tienen extremidades excesivamente cortas para la raza y varía en gravedad, pudiendo llegar a provocar un estado de invalidez.

Enfermedad de Legg-Perthes

Deformación de la bola de la articulación de la cadera, muy común en los perros de raza pequeña. Comienza con una disminución del suministro de sangre a la cabeza del hueso del fémur, hasta que se produce la muerte del hueso (necrosis). Puede confundirse con la displasia de cadera y provoca desgaste y artritis. Requiere intervención quirúrgica, con buen pronóstico.

Cataratas

Opacidad en el cristalino del ojo, con pérdida de visión. El ojo afectado presenta un aspecto turbio. Es una enfermedad hereditaria que suele aparecer cuando el perro tiene una edad avanzada y requiere intervención quirúrgica.

Sordera

Por lo general no tiene cura, aunque algunas veces puede tratarse con medicación y cirugía. Actualmente existen productos en el mercado que facilitan la vida de los perros sordos, como los collares vibratorios.

Luxación rotuliana

Dislocación de la rótula, conocida también como luxación patelar, es una afección frecuente en los perros de raza pequeña. Se produce cuando las tres partes de la rótula, que son el fémur (hueso del muslo), la rótula (tapa de la rodilla) y la tibia (pantorrilla), no está bien alineadas. La razón principal es que el surco troclear, en el que se encaja la rótula, no es suficientemente profundo, por lo que la rótula se desplaza de su sitio. Esto provoca cojera o una marcha anormal. En casos graves, puede degenerar en artrosis. La luxación rotuliana se clasifica en cuatro grados, según su gravedad y puede requerir intervención quirúrgica, con buen pronóstico.

Derivación portosistémica

Flujo sanguíneo anormal en el que la sangre del tracto digestivo evita el hígado y continúa hacia la circulación venosa sistémica. Cuando esto ocurre, las toxinas que normalmente son eliminadas por el hígado circulan por el cuerpo, dando lugar a otras enfermedades, como la encefalopatía hepática.

Soplo cardíaco

Flujo turbulento de la sangre dentro de las cavidades cardíacas o en los vasos sanguíneos que parten del corazón. Esta situación provoca un murmullo o sonido anormal que puede percibirse con el estetoscopio. Puede ser de distinta intensidad.

Insuficiencia de la válvula mitral

Enfermedad cardíaca degenerativa que puede dar lugar a una insuficiencia cardíaca. Los síntomas incluyen hipertensión, líquido en los pulmones y una disminución de la fuerza del músculo cardíaco. El tratamiento incluye medicación, cambio de dieta y restricciones de ejercicio.

¿Mi Bichón Habanero necesita cuidados especiales?

  • Ejercicio físico. El Bichón Habanero es un perro pequeño, pero con una gran cantidad de energía. Esto hace que necesite realizar ejercicio físico. Aunque vive bien en un apartamento, tendrás que sacarlo a pasear regularmente. Los juguetes interactivos, como lanzadores de pelota automáticos y puzzles para perros que pongan a prueba su inteligencia son ideales para entretener a tu can mientras está en casa.
  • Puede desarrollar ansiedad por separación. El Bichón ha nacido para ser un perro de compañía y muestra un gran apego a su dueño. Por ello, no soporta bien la soledad y puede desarrollar ansiedad por separación. Una buena solución es el chaleco antiansiedad.
  • Es fácil de adiestrar. Aunque requiere algo de paciencia, es un perro fácil de adiestrar, ya que le gusta complacer a su dueño. Utiliza el refuerzo positivo y evita los gritos y castigos. Unos bocados pequeños a modo de premios son más que bienvenidos por parte de tu can.
  • Alimentación. Alimenta a tu Bichón Habanero con comida de alta calidad adecuada a sus características. Evita el sobrepeso, ya que ocasionará problemas de salud a tu perro. Aquí te dejamos una lista con las mejores marcas de pienso del mercado, aunque el profesional que mejor te puede aconsejar sobre la dieta de tu perro es tu veterinario.
  • Cuidado del pelo. Su pelo es grueso, pero sedoso, suave y ligero. No se desprende con facilidad, pero requiere un cepillado diario para evitar que se formen nudos. (Si buscas es un perro que no suelta pelo, también puedes echar un ojo a estas otras razas). También tendrás que bañar a tu perro con relativa frecuencia, para mantener su pelo limpio y sedoso. Algunos accesorios necesarios para esta tarea son un champú para perros, mesa de aseo, bañera para perros pequeños y secador profesional silencioso. Si es necesario, acude a un peluquero profesional.
  • Ojos llorosos. Los ojos llorosos y las manchas de lágrimas son frecuentes en el Bichón Habanero. Si observas un lagrimeo excesivo, acude a tu veterinario, ya que puede ser síntoma de algún problema ocular. Sin embargo, la mayoría de las manchas de lágrimas no son graves y bastará con que limpies sus ojos a diario con un paño húmedo. Existen productos específicos para limpiar estas manchas.
  • Uñas. Si no se desgastan por sí mismas, tendrás que cortárselas una o dos veces al mes. Pregunta a tu veterinario cómo hacerlo o pídele que se las corte él. También puedes llevarlo a una buena peluquería canina para que se las corten.
  • Higiene dental. Cepilla los dientes de tu Bichón Habanero al menos dos o tres veces a la semana, para prevenir la acumulación de sarro y otras enfermedades. Pon a su disposición mordedores adecuados para él, con el fin de que masajee sus encías y mantenga su dentadura siempre limpia, además de mantenerlo entretenido. Un buen cepillo de dientes y pasta para perros son esenciales para una salud bucodental perfecta.
  • Comprueba el estado de salud de tu Bichón Habanero. Comprueba las patas de tu Bichón Habanero con frecuencia y mira dentro de su boca y orejas. Si observas algún indicio de problema en general, como llagas, sarpullidos, enrojecimiento o sensibilidad de la piel, inflamaciones, problemas en la nariz, boca y ojos, etc., acude a tu veterinario. Los ojos del Bichón Habanero deben estar claros, sin enrojecimientos ni secreciones. Asimismo, los oídos deben oler bien y no presentar demasiada cera o suciedad.

¿Cómo se lleva el Bichón Habanero con los niños y con otros animales?

El Bichón Habanero se lleva muy bien con los niños y le encanta jugar con ellos. Sin embargo, al ser tan pequeño, los niños podrían hacerle daño por accidente. Por ello, es importante que supervises sus interacciones y que enseñes a los niños a comunicarse con el perro (este y de otras razas), para no hacerle daño y también para evitar los mordiscos.

Antes de morder, los perros suelen avisar cuando se sienten molestos, por eso es muy importante que los niños aprendan a interpretar correctamente sus señales.

Enseña a tus hijos y sus amigos cómo deben acercarse al perro y tocarlo, y a no molestarle si este envía una señal de advertencia. Generalmente, un perro bien adiestrado no muerde a no ser que todos sus avisos previos hayan sido ignorados.

En cuanto a otros perros y animales, como los gatos, el Bichón Habanero suele llevarse bien con ellos.

La cría de la raza Bichón Habanero

Si has decidido adoptar un Bichón Habanero, estarás dando una nueva oportunidad a un perro que necesita un hogar y una familia, cuidados y cariño. La adopción siempre es una buena opción para proporcionar a un perro abandonado una nueva vida, feliz y con gente que le quiera. (Averigua más sobre cómo actuar cuando te encuentras con un perro abandonado).

Si quieres comprar uno, te recomendamos no acudir a una tienda de mascotas y buscar un criador profesional y responsable. Estos criadores se preocupan por mantener el buen estado de la raza y te garantizan el perro ha pasado todas las revisiones necesarias, además de estar en perfectas condiciones sanitarias. También debe proporcionarte la documentación que muestra que sus padres han sido autorizados para la cría, con el fin de prevenir los problemas genéticos asociados a esta raza.

No dudes en informarte acerca del temperamento del perro, su estado de salud y los problemas que puede sufrir. Un criador profesional podrá orientarte y aconsejarte acerca de si se trata del perro adecuado para ti.

Investiga previamente sobre la raza, para tener información acerca de sus características, revisa las instalaciones del criador y verifica que los animales no se encuentran en condiciones insalubres y desconfía de quién no quiera responder a tus preguntas.

Tu veterinario también puede remitirte a un criador de confianza donde adquirir un cachorro sano.

Si deseas dedicarte a la cría del Bichón Habanero, es recomendable que sigas unas pautas que son generales a la cría de cualquier perro. Lo primero que debes hacer es ponerte en contacto con asociaciones dedicadas a esta raza y aprender a realizar una cría responsable y considerada con tu Bichón Habanero

El parto del Bichón Habanero puede durar horas y aunque todo debería ir bien, es posible que la hembra lloriquee, debido a los dolores. Es importante estar en contacto con un veterinario, por si se presenta alguna emergencia.

Al ser un perro pequeño, las camadas suelen ser de 4 cachorros, aunque pueden oscilar entre 1 y 9 perritos. Los problemas de parto más comunes son:

  • Algún cachorro demasiado grande
  • Dos cachorros que se presentan al mismo tiempo
  • Mal posicionamiento de los cachorros

El precio del Bichón Habanero se sitúa entre los 600 y los 900€, dependiendo del pedigrí.

Conclusiones

  • El Bichón Habanero es un perro de compañía cariñoso, divertido y muy activo.
  • Puede convertirse en un perro velcro y sufrir ansiedad por separación.
  • Su pelo necesita cepillados y cuidados regulares.
  • Puede ladrar si oye algún sonido extraño y le gusta subirse a las alturas.
  • Posee una inteligencia funcional media y una alta inteligencia adaptativa.
  • Como le gusta complacer a su dueño, resulta relativamente fácil de adiestrar.
  • Se lleva bien con los niños y con otros animales, aunque debido a su pequeño tamaño, los juegos bruscos pueden dañarle.
  • Si vas a criar a este perro, ponte en contacto con asociaciones y criadores y sé fiel al estándar de la raza.

¿Te ha resultado útil este artículo?

Lamentamos que no te guste el artículo

¡Ayudanos a mejorar este artículo!

Cuéntanos como mejorar el artículo

Posts relacionados:

Contestar

Tu email no será publicado. Campos obligatorios marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

logo