Todo sobre el Basset Hound: Cría, cuidado y adiestramiento

Sobre Razas de Perros
Todo sobre el Basset Hound: Cría, cuidado y adiestramiento

Al igual que otras razas dedicadas a la caza menor, el Basset Hound tiene un cuerpo alargado y las patas muy cortas. Esto es consecuencia de una mutación genética conocida como bassetismo, acondroplasia o enanismo.

Pero es precisamente esta estructura la que le convierte en un perro excelente para cazar pequeños animales, como conejos, zorros o tejones. Además, sus arrugas y sus largas orejas amplifican su capacidad de rastreo, convirtiéndolo en un sabueso excelente.

Por otro lado, el Basset Hound es un perro de carácter afable, cariñoso y tranquilo, que se lleva bien con los niños y se adapta fácilmente a vivir en cualquier lugar.

La historia del Basset Hound

Seguro que conoces Hush Puppies, la famosa marca de zapatos. Pero tal vez no sepas que su nombre se debe a unas bolas de harina de maíz frito conocidas popularmente como hushpuppies (perros silenciosos), porque se las daban a los Basset Hound para mantenerlos callados.

Muir, el primer gerente de ventas de la marca, pensó en los pies doloridos, que se denominaban también “barking dogs” (perros ladradores), y decidió establecer esta asociación, dejando ver que los zapatos que vendía eran unos “hush puppies”, ya que su comodidad lograba tranquilizar a los “barking dogs”. El nombre fue un éxito y la imagen de la marca continúa siendo un hermoso Basset Hound.

Esta raza de carácter afable y tranquilo tiene su origen en Francia, donde fue desarrollada para disponer de perros de rastreo que pudieran ser seguidos a pie en lugar de a caballo, ya que solo los nobles podían tener caballos.

El Basset Hound desciende del Bloodhound, o Perro de San Huberto, a partir de una mutación genética que dio lugar a un sabueso de cuerpo alargado y patas cortas que demostró ser muy eficiente para el rastreo de pequeñas presas, como zorros o tejones.

En 1880 aparece por primera vez en una exposición canina en el Reino Unido y poco después fueron introducidos en la perrera real.

En los Estados Unidos, es probable que el Basset Hound llegara en la época colonial, pero no se hizo popular hasta principios del siglo XX. George Washington es uno de los primeros propietarios conocidos.

El American Kennel Club (AKC) comenzó a registrar esta raza en 1885, pero no fue reconocida como tal hasta 1916.

Cuáles son las características principales del Basset Hound

  • El Basset Hound es un perro de caza afable y leal.
  • Es un perro que posee una columna vertebral alargada, con extremidades cortas y de hueso fuerte.
  • Su peso oscila entre 23 y 29 kilos en el caso de los machos y entre 20 y 27 kilos en las hembras.
  • El tamaño de los machos es de 30-38 centímetros y el de las hembras, 28-36 centímetros.
  • Su esperanza de vida está entre 10 y 12 años.
  • Posee un sentido del olfato excelente, ya que se guía por el olor de sus presas para darles caza.
  • Se trata de una raza desarrollada para rastrear pequeñas presas.
  • Tiene un cráneo redondeado con mucha piel suelta en la cara, que se arruga sobre la frente cuando está rastreando y hace que el Basset tenga un aspecto triste.
  • Estas arrugas que se forman en su cabeza hacen que el perro pueda captar mejor los olores de lo que está rastreando.
  • Sus largas orejas, destinadas a arrastrarse por el suelo, también hacen que el perro capte mejor los olores, y requieren cuidados especiales que no debes desatender.
  • Sus cortas patas hacen que su movimiento sea lento, pero en conjunto con su cuerpo alargado le permiten introducirse fácilmente en las madrigueras.
  • Su cola es larga y presenta una punta blanca que se ve fácilmente entre la hierba.

Es un perro tranquilo y perezoso, de disposición agradable y amistosa, por lo que se trata de un buen compañero para personas mayores o sedentarias.

  • También es bastante testarudo y difícil de entrenar, ya que tiene tendencia a hacer lo que el considera necesario.
  • Su gran sensibilidad hace que toleren mal la brusquedad. Recurre siempre a entrenamientos suaves y positivos, con altas dosis de paciencia.
  • El Basset Hound es muy leal a su gente y le encanta estar en su compañía.
  • Más que ladrar, este perro es dueño de un fuerte aullido que puede oírse a largas distancias. El Basset aullará cuando se sienta solo o cuando considere que tiene que dar la voz de alarma. (Pero esos no son los únicos motivos. Averigua más sobre el aullido de los perros en este artículo completo y detallado.)
  • Tiene tendencia a babear y la piel suelta alrededor de su boca hace que tiren mucha agua al beber. (Puede serte de ayuda un empapador reutilizable, que mantiene el suelo libre de agua y evita resbalones.)
  • También suele tener flatulencias. Si te parece que las flatulencias de tu Basset Hound son excesivas, consulta a tu veterinario.
  • Cuando lo saques a pasear, es recomendable que vaya atado, ya que puede salir corriendo en persecución de algún rastro o presa potencial. (Para simular una mayor libertad, os recomendamos adquirir una correa extensible, que permite al perro alegarse pero sin perder el contacto contigo.) En caso de que se te escape y no lo encuentres, existen unos cuantos pasos a seguir cuando tu perro se pierde.
  • Es un perro muy sociable, que se hará amigo de todo el mundo.
  • No soporta la soledad y es posible que desarrolle ansiedad por separación. La compañía de otro perro puede ser muy útil si tienes que pasar tiempo fuera de casa.  

¿Cuál es el estándar de la raza?

El estándar de una raza es el conjunto de directrices que describe las características, temperamento y apariencia de una raza. Los criadores deben seguirlas en todo momento para evitar condiciones que perjudiquen la salud, bienestar o solidez de la raza. Según el American Kennel Club, Las características principales del Basset Hound son las siguientes:

  • Aspecto general. El Basset Hound es un perro de pequeña estatura, pecho amplio y cuerpo largo. Sus patas son cortas y es musculoso, con piel elástica y flexible. Muestra gran resistencia en el campo y es un perro muy leal.
  • Tamaño y proporciones. Su altura no debe exceder los 35,5 centímetros.
  • Temperamento. Su temperamento es suave, nunca brusco ni tímido.
  • Cabeza y cráneo. Cabeza grande y bien proporcionada, más larga que ancha. Cráneo bien abombado, con protuberancia occipital pronunciada. Laterales planos y libres de protuberancias en las mejillas. La piel de la cabeza es floja y cae en arrugas.
  • Ojos. Suaves, tristes y ligeramente hundidos, preferentemente de color marrón oscuro.
  • Orejas. Extremadamente largas, de implantación baja. Cuando se llevan hacia adelante, se dobla bien sobre el extremo de la nariz. Textura aterciopelada. Cuelgan en pliegues sueltos y están colocadas muy atrás en la cabeza.

Si te gustan este tipo de perros, te traemos un interesante y útil artículo con las razas de perros con orejas más grandes del mundo. Aquí también aprenderás cómo cuidarlas.

  • Hocico. Profundo y pesado. Nariz con pigmentación oscura, preferiblemente negra. Fosas nasales grandes y abiertas.
  • Boca. Dientes grandes, sanos y regulares. Mordida de tijera. Labios colgantes y con pigmentación oscura. Papada muy pronunciada.
  • Cuello. Poderoso, de buena longitud y bien arqueado.
  • Cuerpo. Pecho amplio y profundo, con un esternón prominente. Hombros y codos pegados a los lados del pecho. La distancia desde el punto más profundo del pecho hasta el suelo no debe ser mayor que un tercio de la altura total a la cruz. Hombros bien colocados y poderosos. Costillas bien arqueadas. Línea superior recta y nivelada.
  • Patas. Los miembros anteriores son cortos, poderosos, con huesos pesados y piel arrugada. Almohadillas duras y pesadas. Cuartos traseros bien redondeados y con una anchura similar a la de los hombros. El perro se sostiene firmemente sobre sus patas traseras, mostrando una rodilla bien descendida.
  • Pies. Los pies delanteros están ligeramente inclinados hacia afuera, equilibrando la anchura de los hombros. Sus dedos no están apretados ni separados.
  • Cola. Colocada en la continuación de la columna vertebral, con una ligera curvatura. El pelo de la parte inferior es grueso.
  • Marcha o movimiento. Su marcha es fluida y suave, manteniendo la nariz baja en el suelo. Perfecta coordinación entre sus miembros delanteros y traseros. Movimiento en línea recta con los pies traseros siguiendo la línea de los delanteros.
  • Pelaje. Duro, liso y corto, con la piel suelta y elástica. Se acepta cualquier color de sabueso reconocido y la distribución del color y las marcas no tienen importancia.
  • Penalizaciones. Altura de más de 38 centímetros en el punto más alto del omóplato. Nudillos sobre las patas delanteras. Pelaje excesivamente largo.

¿El Basset Hound es un perro inteligente?

En la clasificación del neuropsicólogo Stanley Coren, muy conocido por sus estudios sobre el comportamiento canino y su vínculo con el ser humano, el Basset Hound ocupa el puesto 71, es decir, presenta una inteligencia funcional y de obediencia baja.

Para mostrar señales de entendimiento de la orden necesita entre 30 y 40 repeticiones, aunque su respuesta será lenta y desigual. Además, hay que repetir el ejercicio con frecuencia, ya que de lo contrario no responderá. Es frecuente que den la espalda a sus dueño e ignoren sus órdenes.

Este tipo de razas son consideradas como prácticamente imposibles de adiestrar en obediencia.

Esto no quiere decir que el Basset Hound no sea un perro inteligente. En esta clasificación, se habla de inteligencia funcional, que se refiere al grado de obediencia de perro. En esta inteligencia influyen tanto la capacidad de aprendizaje como su disposición para acatar las órdenes.

Es decir, es posible que un perro con elevada inteligencia adaptativa (que es la capacidad del perro para aprender de las situaciones que se le presentan y resolver problemas) presente una inteligencia funcional baja, porque se trata de una raza que tiende a tomar sus propias decisiones y no es amiga de obedecer órdenes.

De hecho, la poca disponibilidad para obedecer es característica de los perros sabuesos, que han sido desarrollados para cazar por su cuenta y tomar sus propias decisiones.

El Basset Hound es un excelente cazador de conejos y pequeñas presas y es muy eficaz rastreando y localizando madrigueras. Su naturaleza instintiva es extremadamente alta. En lo que respecta a la inteligencia adaptativa, el Basset Hound no lo hace nada mal, ya que presenta una alta capacidad para aprender por sí mismo.

¿Cómo es el pelo del Basset Hound?

El pelo del Basset Hound es suave y corto, con textura dura. La mayoría de los perros de esta raza presentan un patrón tricolor negro, blanco y fuego. Otros colores posibles son:

  • Rojo y blanco abierto (manchas rojas sobre un pelaje blanco).
  • Rojo y blanco cerrado, es decir, rojo sólido, con patas blancas  y cola blanca.
  • Limón y blanco.
  • También puede haber perros de esta raza de color gris azulado, pero se trata de un patrón indeseable, ya que está asociado a problemas genéticos.

¿Cuáles son los problemas de salud más frecuentes en el Basset Hound?

El Basset Hound es un perro sano, pero al igual que otras razas, presenta propensión a sufrir ciertos problemas de salud. Los más frecuentes son las siguientes:

Enfermedad del disco invertebral

El Basset Hound es muy propenso a sufrir problemas de espalda. De hecho, su columna vertebral tan alargada puede provocar movimientos incorrectos o lesiones si se caen o saltan de lugares elevados.

Los discos intervertebrales, situados entre las vértebras, tienen como función absorber los impactos. Están recubiertos de tejido conjuntivo muy resistente y fibroso, que envuelve un núcleo gelatinoso. Cuando se hernian, puede romperse la cápsula fibrosa, permitiendo que el núcleo interno salga y presione sobre la médula espinal o la raíz nerviosa.

Si tu Basset Hound es incapaz de levantarse sobre las patas traseras, pudiendo sufrir parálisis o incluso, una pérdida de control de los intestinos y la vejiga, es posible que sufra esta enfermedad, que también puede provocar problemas neurológicos.

Es muy importante que, cuando tomes a tu Basset Hound en brazos, lo sostengas de manera que su espalda y trasero se encuentren bien apoyados.

Torsión/Dilatación gástrica (vólvulo)

Es una afección grave y potencialmente mortal, muy frecuente en los perros de pecho profundo, como el Basset Hound.

Se produce cuando el estómago se distiende con gas y aire, retorciéndose luego. El perro es incapaz de eructar o vomitar para deshacerse del exceso de aire y la sangre no puede hacer un retorno normal al corazón. De esta manera, la presión sanguínea cae y el perro entra en shock.

La tripa hinchada es uno de los principales síntomas, aunque hay otros signos que evidencian con bastante claridad esta afección: saliva en exceso y tiene arcadas, pero no vomita. Otros síntomas son una excesiva inquietud o también letargo o depresión, y su corazón puede estar acelerado. Es importante acudir urgentemente al veterinario.

Enfermedad de Von Willebrand

Se trata de una enfermedad hereditaria, conocida también como hemofilia vascular. Se caracteriza por un tiempo de coagulación prolongado, ya que las plaquetas no son capaces de adherirse a las paredes de los vasos dañados. Por eso, el perro puede sufrir hemorragias de leves a moderadas, con un tiempo de sangrado largo.

Panosteitis o cojera transitoria

Se manifiesta a través de una cojera repentina y suele darse en los cachorros. Por lo general, desaparece por sí misma a los 2 años de edad. Puede confundirse con displasia de codo, de cadera o luxación rotuliana.

Luxación rotuliana

Se produce cuando los huesos de la rótula (fémur, rótula y tibia) no están bien alineados, provocando cojera o una marcha anormal, en la que el perro se mueve dando pequeños saltos.

Displasia de cadera

Se trata de una enfermedad hereditaria en la que el hueso del muslo no encaja bien en la articulación de la cadera. Algunos perros muestran dolor y cojera en una o ambas patas traseras, pero es posible que no note ningún signo de molestia en un perro con displasia de cadera. A medida que el perro envejece, puede desarrollarse artritis.

Ectropión

El ectropión consiste en la eversión del párpado inferior, que se aparta de la superficie del ojo, exponiéndolo a agentes irritantes. Puede provocar conjuntivitis crónica y lesiones de la córnea. Si es leve no necesita tratamiento, pero lo más frecuente es que requiera intervención quirúrgica.

Entropión

Invaginación de los párpados (se vuelven hacia adentro), con lo que las pestañas pueden clavarse en la superficie del ojo. Produce irritación, con lagrimeo y estrabismo, y es probable que provoque lesiones en la córnea. Requiere intervención quirúrgica.

Glaucoma

El humor acuoso del ojo se genera a mayor velocidad que su eliminación. Esto hace que la presión intraocular aumente de manera progresiva, provocando cambios degenerativos en el nervio óptico y la retina en cuestión de horas.

Si no se trata a tiempo, puede conducir a ceguera. El Basset Hound es propenso a sufrir Glaucoma Primario, que es una enfermedad hereditaria.

Si observas que tu perro lagrimea, se frota los ojos o los mantiene entrecerrados, o si los ojos se ven rojos o agrandados, acude al veterinario con urgencia.

Ojo de cereza

También conocido como Encantis, se trata del prolapso o exposición de la glándula lacrimal situada bajo el tercer párpado, a causa de la debilidad de las sujeciones fibrosas.

Tiene el aspecto de una cereza en el rabillo del ojo y es posible que requiera extirpación quirúrgica, bien para extirpar la glándula, lo que afectaría a la producción de lágrimas, o bien para recolocar el tercer párpado y la glándula lacrimal, corrigiendo el trastorno sin afecta a la producción de lágrimas.

Infecciones de oído

Las largas orejas del Basset Hound pueden impedir la circulación del aire hacia el interior del oído. Además, pueden arrastrar agentes infecciosos o irritantes. Es importante que limpies los oídos y las orejas de tu Basset Hound cada semana (tu veterinario te enseñará a hacerlo). Si sus oídos huelen mal o parecen inflamados, acude a tu veterinario.

¿Mi Basset Hound necesita cuidados especiales?

  • Ejercicio físico. El Basset Hound es un perro al que le gusta vivir con su familia. Estará muy tranquilo en casa, aunque es conveniente que tenga acceso a un patio o que estés dispuesto a dar largos paseos, en los que pueda ejercitar su instinto de rastreo. (Los juegos interactivos con mantas olfativas y otros juguetes de estimulación mental suelen funcionar muy bien con esta raza.)
  • Cuidado con los saltos. Debido a la longitud de su columna, el Basset Hound puede lesionarse la espalda al saltar desde los muebles o la cama al suelo, por lo que es conveniente disponer de una rampa para que pueda subir y bajar con facilidad. Cuando lo tengas en brazos, sostén su espalda y su pecho con cuidado.
  • Alimentación. Alimenta a tu Basset Hound con productos de alta calidad. Escoge lo más adecuada entre pienso natural y comida orgánica del tipo BARF. Consulta a tu veterinario para saber cuál es la ración adecuada para tu perro, así como para seleccionar el mejor pienso para él. El Basset Hound tiene tendencia al sobrepeso y esto puede afectar a sus articulaciones, su metabolismo y su corazón, además de aumentar la propensión a sufrir diversas enfermedades. Ten cuidado con las golosinas. Además, es conveniente que le des raciones pequeñas varias veces al día, para prevenir la torsión/dilatación gástrica. Un pienso light, bajo en grasas y con fibra es el pienso más adecuado para los perros con sobrepeso.
  • Cuidado del pelo. El pelo del Basset Hound es corto y repele la suciedad y el agua, por lo que no necesita muchos baños. A menudo, es suficiente con un buen cepillado para mantenerlo en buenas condiciones.

No se trata de un buen nadador, ya que la mayor parte de su peso corporal cae en la parte delantera de su cuerpo. Utiliza chalecos especiales para asegurar que tu perro no se hundirá en piscinas o ríos.

  • Sus orejas necesitan un cuidado especial. Al ser tan largas, las orejas del Basset Hound se arrastran por el suelo, por lo que pueden ensuciarse mucho. Además, el aire no circula bien hacia sus oídos internos y esto puede ser causa de infecciones de oído. Es importante limpiar el interior de las orejas del Basset Hound al menos una vez a la semana, con una solución adecuada. Si no tienes tiempo, unas toallitas higiénicas te pueden ayudar a mantener higienizada esta zona temporalmente.
  • Limpieza de las arrugas. Las arrugas de la cara del Basset Hound deben estar siempre limpias y secas. Puedes utilizar un paño húmedo para hacerlo, o unas toallitas con una solución específica para perros.
  • Higiene dental. Para prevenir las enfermedades periodontales, deberías cepillar los dientes de tu Basset Hound dos o tres veces por semana. Usando una pasta de dientes para perros, podrás eliminar el sarro y evitar infecciones.
  • Uñas. Si tu Basset Hound no desgasta las uñas de manera natural, recórtalas una o dos veces al mes. Si las oyes golpear contra el suelo, quiere decir que están demasiado largas. Acude a tu veterinario para que te enseñe a hacerlo o llévalo para que te lo haga él o un peluquero canino profesional.
  • Comprueba el estado de salud de tu Basset Hound. Comprueba las patas de tu Basset Hound con frecuencia y mira dentro de su boca y orejas. Si observas algún indicio de problema en general, como llagas, sarpullidos, enrojecimiento o sensibilidad de la piel, inflamaciones, problemas en la nariz, boca y ojos, etc., acude a tu veterinario. Los ojos del Basset Hound deben estar claros, sin enrojecimientos ni secreciones. Asimismo, los oídos deben oler bien y no presentar demasiada cera o suciedad.

¿Cómo se lleva el Basset Hound con los niños y con otros animales?

El Basset Hound se lleva muy bien con los niños de su familia, aunque pueden mostrarse más ariscos con otros niños. Además, su espalda es delicada, por lo que es importante que tengas cuidado con los niños pequeños. Enseña a tus hijos y sus amigos cómo deben acercarse al perro y tocarlo, y a no molestarle, y supervisa todas sus interacciones.

El Basset Hound también se lleva bien con otros animales domésticos, sobre todo si se les presentan mientras son cachorros.

La cría de la raza Basset Hound

Si has decidido adoptar un Basset Hound, estarás dando una nueva oportunidad a un adorable perrito que necesita un hogar y una familia que le proporciones cuidados y cariño. La adopción siempre es una buena opción para proporcionar a un perro abandonado una nueva vida, feliz y con gente que le quiera.

Si quieres dedicarte a la cría de esta raza, ponte en contacto con asociaciones dedicadas a esta raza o con criadores que te orienten para realizar una cría responsable. Tu veterinario también puede ayudarte a reunir la información que necesitas. Se trata de una cría bastante sencilla, ya que el embarazo suele transcurrir sin grandes complicaciones.

Las camadas suelen ser de 6-8 cachorros, aunque podrías tener camadas de hasta 14 perritos. Hay que tener en cuenta que la tasa de mortalidad de los recién nacidos es bastante alta. También se presenta una alta incidencia de abortos y a veces, la madre se da la vuelta y asfixia a sus bebés sin darse cuenta. Por ello, tendrás que permanecer cerca de la madre y vigilar el progreso de los pequeños.

En las camadas grandes, es posible que la madre no tenga leche suficiente para todos y tengas que criarlos a mano. Otra cosa a tener en cuenta es que las madres suelen perder el interés por limpiar a sus cachorros al cabo de un tiempo, por lo que será responsabilidad tuya.

En cuanto al parto, pueden presentarse complicaciones debido a la estructura morfológica de la raza, sobre todo cuando la camada es grande. Mantén informado a tu veterinario, que debería estar presente durante el parto. En algunos casos, puede ser necesaria una cesárea de urgencia.

Si quieres comprar uno, te recomendamos no acudir a una tienda de mascotas y buscar un criador profesional y responsable. Estos criadores se preocupan por mantener el buen estado de la raza y te garantizan el perro ha pasado todas las revisiones necesarias, además de estar en perfectas condiciones sanitarias. También debe proporcionarte la documentación que muestra que sus padres han sido autorizados para la cría, con el fin de prevenir los problemas genéticos asociados a esta raza.

No dudes en informarte acerca del temperamento del perro, su estado de salud y los problemas que puede sufrir. Un criador profesional podrá orientarte y aconsejarte acerca de si se trata del perro adecuado para ti.

Conclusiones

  • El Basset Hound es un sabueso cariñoso y apacible, con el cuerpo alargado y las patas cortas.
  • La forma de su cuerpo se debe a una mutación genética denominada bassetismo.
  • Es un perro tranquilo con un gran sentido del olfato.
  • Las arrugas de su cara y sus largas orejas hacen que el Basset Hound pueda rastrear los olores de sus presas con mayor eficacia.
  • Es un perro con una inteligencia funcional y de obediencia muy baja, ya que le gusta tomar sus propias decisiones.
  • Se lleva muy bien con los niños y con otros animales.
  • Debido a su estructura morfológica, el Basset Hound requiere algunos cuidados especiales.

¿Te ha resultado útil este artículo?

Lamentamos que no te guste el artículo

¡Ayudanos a mejorar este artículo!

Cuéntanos como mejorar el artículo

Posts relacionados:

Contestar

Tu email no será publicado. Campos obligatorios marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

logo