Mi perro tiene la barriga hinchada y dura. Cuál es la causa y qué puedo hacer

Cuidados del Perro
Mi perro tiene la barriga hinchada y dura. Cuál es la causa y qué puedo hacer

La distensión abdominal puede ser un síntoma de un problema grave para tu perro, por lo que es importante acudir al veterinario rápidamente. Sobre todo, si además de tener la barriga hinchada y dura, tu perro experimenta otros síntomas, como dolor intenso, pérdida de apetito, inquietud, letargo, náuseas, vómitos, problemas para respirar o algún otro síntoma preocupante.

Tu perro podría tener el abdomen hinchado y duro por haber comido en exceso, o si es una hembra y está embarazada, la distensión abdominal podría ser una de las primeras cosas que observaras. Pero esta distensión también podría obedecer a causas más graves, incluso mortales para tu perro.

Por ello, si tu perro tiene la barriga hinchada y dura, es un motivo suficiente para considerarlo una emergencia y buscar supervisión veterinaria urgente. De esta manera, obtendrás un diagnóstico correcto y podrás proporcionar a tu perro la mejor atención y cuidados posibles.

¿Por qué debo acudir al veterinario si mi perro tiene la barriga hinchada y dura?

Una forma de prevenir los problemas estomacales de tu perro es llevarlo al veterinario con regularidad, para realizar chequeos periódicos que permitan detectar cualquier posible enfermedad rápidamente.

Además, puedes someterlo a un chequeo en casa, palpando su abdomen de vez en cuando. Si encuentras bultos, hinchazón, sensibilidad al tacto o el vientre está pegajoso o caliente, consulta a tu veterinario.

Ante cualquier síntoma que pueda indicar una posible enfermedad, acude a tu veterinario. En los perros, un abdomen hinchado puede deberse a una infección bacteriana sin mayores consecuencias, o a alguna causa que no revista importancia, pero también puede deberse a la presencia de problemas graves. Tu perro podría tener problemas respiratorios y existe la posibilidad de que alguno de sus órganos falle, por lo que es muy recomendable acudir al veterinario.

No olvides que la distensión abdominal puede ser un síntoma de una enfermedad grave y potencialmente mortal. Puede indicar una disfunción en algún órgano, como el corazón, los pulmones o los riñones. O puede deberse a una torsión gástrica u otros problemas que requieren atención muy urgente.

En cualquier caso, una visita urgente al veterinario puede ayudar a tu perro a superar el problema sin mayores consecuencias o a seguir un tratamiento adecuado desde el comienzo de su enfermedad.

¿Cuáles son los síntomas más frecuentes en una distensión abdominal canina?

Entre los síntomas de la distensión abdominal de un perro están:

  • Barriga hinchada y dura
  • Letargo
  • Debilidad
  • Inquietud
  • Molestias o dolor. Puede mostrar incomodidad cuando se le toca
  • Dificultad para respirar
  • Tos
  • Falta de apetito
  • Náuseas
  • Vómito
  • Diarrea
  • Cambios urinarios
  • Intolerancia al ejercicio

¿Cuáles son las causas más frecuentes para que tu perro tenga la barriga hinchada y dura?

Existen causas muy diversas para la distensión abdominal de tu perro (problemas hepáticos, insuficiencia cardíaca, cáncer,…). Algunos revisten más gravedad que otros. Entre los problemas más frecuentes que hacen que tu perro tenga la barriga hinchada y dura tenemos:

  • Presencia de gases en el estómago.
  • Torsión/dilatación o vólvulo gástrico
  • Ascitis o derrame abdominal.
  • Obstrucción intestinal
  • Peritonitis
  • Parásitos intestinales

La distensión abdominal debida al exceso de gas en el estómago de tu perro

Algunos perros ingieren grandes cantidades de gas al engullir la comida. Esta es la causa más frecuente de flatulencia canina.

La presencia de gas en el estómago de tu perro puede deberse también a un problema de malabsorción.

El síndrome de malabsorción es consecuencia de algún trastorno del intestino delgado o del páncreas y provoca que tu perro no pueda digerir bien la comida. Al no digerirse completamente los hidratos de carbono, se produce un exceso de gas en el estómago, que puede ir acompañado de diarrea, pérdida de apetito o dolores abdominales. Con frecuencia, la barriga de tu perro se verá hinchada y dura.

Si la causa es que tu perro devora rápidamente la comida, puedes prevenir la formación de gases en el estómago alimentando a tu perro mediante la administración de la comida en pequeñas raciones varias veces al día, en lugar de una única ración grande. Una dieta de fácil digestión y baja en fibra también podría ser adecuada.

También existen recipientes especiales para que tu perro no pueda engullir rápidamente la comida, con lo que evitarás que trague aire.

El exceso de gas en el estómago requiere atención veterinaria, para encontrar la causa del problema y tratar a tu perro adecuadamente.

Los Mejores Comederos Para Comer Lento Para Perros Ansiosos

La torsión/dilatación o vólvulo gástrico en los perros

La torsión/dilatación o vólvulo gástrico es un trastorno muy grave que puede afectar a los perros. Su tasa de mortalidad es del 50%, por lo que debes acudir al veterinario con urgencia. Si no se trata con rapidez, la muerte puede producirse en cuestión de horas.

Lo primero que se produce es la dilatación gástrica, en la cual el abdomen se distiende debido a la presencia de gas y líquido. A continuación, se producen la torsión y el vólvulo, donde el estómago distendido rota sobre su eje longitudinal, dificultando el flujo sanguíneo. El bazo, al estar adherido a la pared del estómago, rota con él.

La dilatación gástrica no siempre se complica con una torsión o un vólvulo, pero si se produce, la situación de tu perro puede ser crítica. En el caso de que el estómago gire 180º o menos, se habla de torsión. Si la rotación que se produce es de 180-360º o más, se trata de un auténtico vólvulo.

Cuando se produce el vólvulo, el píloro se desplaza de su posición, comprimiendo el duodeno e impidiendo que el líquido y el aire salgan del estómago a través del conducto pilórico. Simultáneamente, la unión gastroesofágica sufre una torsión y se obstruye, impidiendo que el perro eructe o vomite.

El gas y el líquido quedan atrapados en el estómago, prácticamente sellado. Los materiales que contiene el estómago fermentan, con lo que la distensión abdominal es mayor. Al bloquearse la circulación sanguínea, se produce la necrosis de la pared estomacal.

La torsión/dilatación también puede ocasionar otros problemas, como deshidratación, septicemia aguda, arritmias cardíacas, peritonitis, perforación gástrica,…

Cualquier perro puede sufrir torsión/dilatación, pero los perros de raza grande con el pecho ancho, muestran una mayor predisposición. Entre estas razas, se incluyen: Gran Danés, Pastor Alemán, San Bernardo, Labrador Retriever, Irish Wolfhound, Perro de montaña de los Pirineos, Bóxer, Weismaraner, Bobtail, Setter Irlandés, Bloodhound y Caniche estándar. Entre las razas medianas, las que tienen mayor incidencia son el Shar Pei y el Basset Hound. Las razas pequeñas rara vez se ven afectadas.

También los perros de edades entre 7 y 12 años presentan un riesgo mayor que los más jóvenes a sufrir este problema.

Entre los síntomas de la torsión/dilatación se encuentran: distensión del abdomen, inquietud, náuseas, intentos improductivos de vomitar y salivación. Es muy doloroso. Si presionas el abdomen del perro, es posible que gima. Al percutir el abdomen se oye un sonido hueco de tambor. A veces, el abdomen no aparece distendido, pero se siente tenso al tacto.

Ante la menor sospecha de torsión dilatación, es importante acudir inmediatamente al veterinario.

El tratamiento incluye la descompresión del estómago para eliminar el exceso de gas. Es importante controlar el shock y estabilizar el ritmo cardíaco. Si el perro tiene vólvulo, se requiere cirugía.

Para prevenirlo, alimenta a tu perro con dos o más comidas al día y permite que descanse después, evitando hacer ejercicio con el estómago lleno.

La peritonitis canina también causa distensión abdominal

La peritonitis es la inflamación de la cavidad que contiene los órganos abdominales. Se produce cuando las enzimas digestivas, la comida, las heces, las bacterias, la sangre, la bilis o la orina se vierten en la cavidad peritoneal.

La torsión/dilatación es una causa frecuente de peritonitis, pero también puede deberse a una obstrucción intestinal, una úlcera perforada, perforaciones causadas por cuerpos extraños, astillas o trozos de hueso, tumores, pancreatitis, ruptura del útero, la vejiga o la vesícula biliar, entre otras causas.

Los perros con peritonitis sufren intensos dolores abdominales y son reacios a moverse. A menudo tienen vómitos. Es doloroso y el perro gime si le presionas el abdomen, que se encuentra recogido y sentirás rígido al tacto, como una tabla, debido al espasmo reflejo de los músculos de la pared abdominal.

Es muy importante acudir al veterinario con urgencia para la supervivencia del perro.

Se le administrarán líquidos por vía intravenosa, medicamentos para aliviar el dolor y antibióticos de amplio espectro. En cuanto el perro es capaz de soportar una anestesia general, se le somete a una intervención quirúrgica, con el fin de reparar cualquier ruptura, eliminar el fluido infectado y limpiar el abdomen.

La distensión abdominal de tu perro puede deberse a una ascitis

La ascitis es la acumulación de líquido en el abdomen, debido a una enfermedad intestinal, insuficiencia cardíaca, insuficiencia hepática, trastornos renales o tumores. A veces, los cachorros con infecciones graves de gusanos redondos sufren ascitis. Los perros con ascitis presentan una mirada hinchada o abotargada. La percusión abdominal produce un sonido discordante y apagado.

La obstrucción intestinal y el abdomen hinchado y duro de tu perro

Cualquier problema que obstaculice el paso de contenidos intestinales a través del tracto gastrointestinal produce una obstrucción del intestino. La causa más habitual es la presencia de cuerpos extraños y la segunda causa más frecuente, la intusucepción, que consiste en la invaginación de un segmento del intestino dentro de otro (como un calcetín al que se le da la vuelta). Otras causas habituales son los tumores y las estenosis, las hernias umbilicales y las hernias inguinales.

Si la obstrucción es completa produce dolor abdominal repentino y vómitos incesantes. Si es parcial, provoca vómitos intermitentes y diarrea. Cuando la obstrucción se produce en la primera parte del intestino delgado, los vómitos pueden ser en proyectil. Si se produce en la última parte del intestino delgado, causa distensión abdominal y el vómito es de color marrón y olor fecal.. Cuando el perro sufre obstrucción completa, no depone heces ni expulsa gas.

El intestino se gangrena en pocas horas, por lo que es imprescindible acudir urgentemente al veterinario. El tratamiento consiste en una intervención quirúrgica y alivio de la obstrucción.

Si tu perro es un cachorro, podría tener nematodos

Los parásitos intestinales son otra causa frecuente para la distensión abdominal de tu perro. Por ello, es muy importante mantener la desparasitación al día.

Los cachorros pueden contraer parásitos en el útero o ingiriendo los huevos. Es frecuente que los cachorros se vean parasitados por nematodos, aunque también podrían sufrir infestaciones de otros parásitos. Si crees que este podría ser el caso de tu perro, acude rápidamente al veterinario, pues las infestaciones que no se tratan, aparte de ser muy infecciosas, son potencialmente mortales.

Conclusiones

  • Si tu perro tiene la barriga hinchada y dura debes acudir a tu veterinario.
  • La distensión abdominal puede ser síntoma de un problema grave en tu perro.
  • La torsión/dilatación es una causa frecuente de distensión abdominal.
  • Este trastorno es grave y puede ser mortal para tu perro si no se trata con urgencia.
  • Otra causa frecuente de distensión abdominal en los perros es la peritonitis.
  • La ascitis, o acumulación de líquido en el abdomen, es un problema causado por diversas enfermedades y puede hacer que la barriga de tu perro esté hinchada y dura.
  • Otra causa habitual de la distensión abdominal canina es la obstrucción intestinal.
  • Los parásitos intestinales son otra causa para la barriga hinchada y dura de tu perro.
  • Si tu perro es un cachorro, podría tener nematodos.
  • Las infestaciones de parásitos que no se tratan pueden ser mortales para tu perro.
  • No olvides que estos artículos son informativos y no pueden sustituir al diagnóstico de un veterinario.
  • Acude rápidamente a tu veterinario si tu perro tiene la barriga hinchada y dura.

¿Te ha resultado útil este artículo?

Lamentamos que no te guste el artículo

¡Ayudanos a mejorar este artículo!

Cuéntanos como mejorar el artículo

24 comentarios

  1. Vicmayra 11 julio, 2021 a las 20:12 Responder

    Mi Perea dio a luz hace una semAna y los perritos fueron muriendo uno por uno, tienen las barrigas dura y grande sólo le quedan dos y uno de ellos esta así no se que hacer

  2. Anónimo 8 julio, 2021 a las 21:00 Responder

    Mi perro se ve flaco pero si come y le leve grande la pancita inflamada y esta parado mucho tiempo como triste ido me podria decir ke aser por favor tiene 6 años

  3. Anónimo 8 mayo, 2021 a las 20:38 Responder

    Hola mi perrito tiene 1 mes y su pandilla esta hinchada y dura porfavor ayúdenme no sé qué hacer come bien pero desde el medio día está haci pensé que es por la comida que mucho le di pero no es eso ayúdenme porfavorrr ,
    ☺️☺️ Estoy muy preocupada

  4. Anónimo 7 mayo, 2021 a las 13:33 Responder

    Hola b uen dia. Mi perrita tiene la pancita inflamada come bien pero poquito toma mucha agua y orina ygualmente mucho se queja regularmente si la desparacito se ?

  5. Anónimo 6 abril, 2021 a las 04:58 Responder

    Hola gente. Son las 2 de la mñna llegue a mi casa y me encuentro.con que mi perrito toma mucha agua y esta con la pansa que parece un globo terraqeo, no respira muy bien..tiene apenas 4 meses. No hay vetes a esta hora. No se q hacer. Gracias. Si alguien me puede ayudar. Agradecida
    Mñna lo llevare al vete urgente.

  6. Stella 18 marzo, 2021 a las 05:08 Responder

    Mi perro tiene 14 años, la panza inchada y caida toma mucha agua y se inquieta de noche, se la pasa afuera en la terraza y esta helando, pero el veterinario no le encntró nada, pero va y viene toda la noche, le doy de comer de a poquito 4 veces por dia de a bocados, y en un recipiente en alto para que no ingiera aire y asi y todo sigue igual, ya no se a que recurrir, hoy van a ser 20 dias que esta asi, y se desespera por comer y no quiero darle mucho porq un atracón puede serle fatal, no se si es una torsión o peritonitis y no consigo un diagnostico claro, tengo miedo de amanecer y verlo muerto, ya van a ser 9 dias que duermo en el piso con el, porque no quiere estar solo, y tiene los ojos llorosos, pero esta deshidratado porq el color de pelo esta palido y grasiento…
    Ya no se que hacer

    • Anónimo 14 abril, 2021 a las 18:55 Responder

      Hola disculpa que puedo acer en casa si mi perrita tiene lo mismo que la tuya, mis papas no están, yegan ya noche, ya le di agua oxigenada para que vomite, pues la comer se puso así, no a ingerido nada extraño… Ayuda por favor… Pesa un kilo y le di un mililitro, de agua oxigenada de3%, ya vómito muy pokito pero sigue con su pa sita muy inflada… Que agoooo

    • Anónimo 21 abril, 2021 a las 05:32 Responder

      Mi perrita tiene la barriga muy imchada y dura y Ase unos días a estado asie do sus eses con gusanitos aún así podría ser q este preñada

  7. Digna gamez 1 marzo, 2021 a las 03:47 Responder

    Mi perrita está inflamada hace 3 semanas párese un globito pero no temos dinero para llevarla al veterinario que podemos hacer

  8. Anónimo 1 marzo, 2021 a las 03:41 Responder

    Mi perrita tiene 12 años y hace dos semanas tiene la panza muy inflamada párese un globo ni tengo dinero para llevarla al veterinario que hago

  9. Anónimo 19 enero, 2021 a las 22:18 Responder

    Hola este..tengo un perrito tiene 1 año y lo veo con su barriga inchada y vomita,casi no puede respirar,nunca quiere comer solo un poco,y tiene sus ojos medio azules y no sabemos que le pasa ya lo llevamos al veterinario y nos dijieron muchas cosas pero yo seguí investigando

  10. Karla Lianrt 12 diciembre, 2020 a las 22:55 Responder

    Hola mi perrita sólo tiene tres meses y tiene la barriga hinchada de un solo lado camina con dificultad y le da un hipo acompañado de un salto esta triste estoy super asustada no se que hacer xq en la zona en que vivo no hay veterinarios x favor q alguien me ayude

  11. Anónimo 5 diciembre, 2020 a las 04:49 Responder

    Hola, tengo una perrita schnauzer mini de 8 años, he notado que mi perrita tiene su abdomen muy duro pero no la escucho quejarse cuando la toco, ni tiene vómito como los otros síntomas solo se contrae de su abdomen cuando la toco. En verdad me preocupa mucho ya que está viejita y por lo que leo puede ser grave, espero puedan ayudarme y resolver mi duda. Gracias

Contestar

Tu email no será publicado. Campos obligatorios marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

logo